San Valentín es para muchos una de las fechas más importantes del año, y a veces hasta llega a ser una de las fechas más importantes de sus vidas. Te comentaremos un poco de su historia brevemente. En la antigüedad eran un poco extrañas las celebraciones de amor, involucraban lobos, machos cabríos y dioses griegos, ah…también sangre, sí. Esta tradición cambió cuando comenzó a tomar influencia la Iglesia Católica y en honor a san Valentín de Roma tomó tal nombre. Más allá de su carácter religioso, esta fiesta es celebrada por gente de todos los credos y creencias alrededor del mundo. Es la fecha en la cual afloran los sentimientos hacia esas personas a las cuales más queremos, a esas que les queremos demostrar más evidentemente nuestro amor.

Mientras…

Fue evolucionando esta tradición a través de los tiempos se fueron haciendo nuevas y más diferentes lecciones de amor, que no sólo involucran los regalos, por supuesto, también gestos llamativos que quedarían marcados en nuestra vida. Aunque es bueno un poco de ambos, ¿no? En esta nueva entrada te mencionaremos varias ideas innovadoras, para que te inspires y logres encontrar el gift adecuado para esta gran ocasión especial. 🙂

1) Ropa interior con tu cara (o la de tu pareja). Esta opción te da varias ventajas, es bastante graciosa e insinuante al mismo tiempo. Tu pareja se acordará de ti cada vez que mire hacia abajo y tienes una buena excusa para utilizarla…no sé, piénsalo. Además de que vivirás un momento interesante en el negocio en el cual mandes a estampar el rostro. Si estás falto de presupuesto, puedes dibujarlo con marcadores. Una cara bizarra siempre puede arreglar las tensiones en la relación.

Señales de que eres un crush

2) Netflix, cine, cd’s musicales, distintos tipos de subscripciones.  Regálale una cuenta de Netflix, no es tan caro y podrás disfrutarla tu también, con todo el doble sentido posible. Invítala al cine, si eres más tradicional y quieres popcorns más caras de lo normal. También puedes darle cd`s musicales de su música favorita o no favorita. Le puedes regalar cualquier tipo de subscripción a cualquier servicio que le guste a tu pareja.

3) Págale las cuentas. Suena un poco extraño pagarle tus cuentas a tu enamorado el día de San Valentín. Pero con esto quiero decir que dediques un buen tiempo en las necesidades de tu pareja, quizás tenga cuentas por pagar, o quiera hacerse unos cambios de look, no sé, mejorarse la apariencia. Créeme que se alegrará mucho y valorará lo importante que eres y lo genial que será el San Valentín.

4) Hazle una creación que salga de tu corazón y de tus manos. Está bien. Puedes hacerle una canción súper romántica, un poema bastante loco o qué se yo, un baile sensual. Inspírate y trata de acompañar tu creación de algún obsequio lindo y simple. Puedes hacer un libro con sus mejores conversaciones de Whatsapp, eso es lindo.

5) Regálale una mascota. Ya eres la mascota de tu pareja, pues, entonces regálale otra. No tiene que ser únicamente un gato o un perro, puede ser desde un pececito hasta un escuadrón de hormigas. Aunque no te olvides de compartir tanto los gatos del animal así como su cuidado con tu pareja, no le vas a dejar esa responsabilidad total, o así van a dejarte.

6) Viajen por el mundo. Quizás obviamente no vas a viajar por todo el mundo en un día con tu pareja, (quién sabe). Pero puedes empezar regalándole el boleto del viaje ese día. También puedes ir a lugares aledaños o cercanos a la zona en donde vivan. Tú elijes de qué forma quieres hacer el viaje, si lo quieres algo más elegante o rústico, en bús, en carro, o en tren. O caminando, jajaja.

7) Cómprale algo caro. Es bueno ser humilde pero también es bueno demostrar cuánto quieres a alguien desvalijando tu poder adquisitivo. Una ropa muy especial que vaya muy bien con tu pareja, o algo de la marca que le guste, alguna cosa deseada por el o ella que obviamente pueda serle útil porque seguramente no quieres algún regalo tuyo llevando polvo.

8) Pídele compromiso. Si ya estás en la edad de hacerlo, o estás sólo un poquito enamorado, (sarcasmo), pídele matrimonio. Ya eso es otro nivel, sin embargo, ¿por qué no hacerlo? Si llevas tu relación consolidada y te sientes preparado para hacerlo, hazlo. Quizás esta otra persona esté esperando. Y si no funciona de todas formas es bonito haber llevado un anillo juntos por un tiempo.

9) Váyanse de farra. Descarguen toda su energía en una fiesta de la música que más les guste. Sean precavidos con la bebida, pero pueden soltarse un poco. Disfruten pero no borren el disco duro en la misma noche, ya que pueden terminar en distintas camas y con un tatuaje del 14 de febrero. Sé que suena bien pero…bueno.

¿Cómo elegir mi vestido de novia ideal?


10) Algo interesante. Si tienes mucho dinero puedes regalarle qué se yo, un país exótico poco colonizado o si quieres ir más allá, un planeta… pero sin cursilerias, porfa. Y no regales, por favor, el planeta Trappist-1 porque ya este 14 de febrero lo voy a regalar, ¿ok?

Cómo peinarme en la primera cita

11) No olvides el amor. Más allá del regalo de San Valentín y de las reacciones que pueda ocasionar, si hay amor presente de parte de ambos siempre saldrán las cosas bien y no le importará a tu pareja comerse un hotdog callejero en un día lluvioso o que le compres un pedazo gigante de la luna. Con amor las cosas funcionan mejor, pero siempre tiene que haber un equilibrio, no vayas a ofrecer más de lo que te están dando, a pesar de que hay que dar sin buscar algo a cambio, siempre es bueno ser un estratega y saber en qué momento dar.

San Valentín es una fecha muy linda. Aprovéchala al máximo. Y recuerda que no sólo son tus familiares sino también tus allegados y seres queridos. Disfruta esta fecha así como los trescientos sesenta y cinco días del año para celebrar el amor.