Muchas veces tenemos tantos motivos para ser feliz pero no nos damos cuenta o simplemente no le tomamos la importancia debida, la felicidad debería formar parte de nuestra vida diaria, no debería ser una elección para nosotras. Pareciera que existen en el mundo más motivos para renegar o estresarnos que ser feliz, pero deja de preocuparte tanto y empieza a trabajar un poquito mas en cosas que puedan motivarte y darte felicidad.

Los años de adolescente de una mujer van a estar con ella por el resto de su vida. Los adultos que apenas pueden recordar que dijeron hace dos semanas son capaces de recordar momentos importantes  y memorables que pasaron en su juventud. Si quieres tus momentos felices del pasado, en vez de los periodos de miseria, entonces es obvio que has cumplido una cosa: ser feliz, sin embargo, ser feliz no es tan simple como se ve, especialmente siendo adolescente no es un trabajo fácil. Si eres una mujer joven buscando felicidad entonces definitivamente este artículo es para ti.

En esta oportunidad te daremos algunos consejos de como poder ser feliz a lo largo de tu vida.

Sé tú misma 


No puedes ser verdaderamente feliz a menos que conozcas a la persona que estás tratando de hacer feliz. (tú). Pasa tiempo sola para pensar sobre quien eres y el propósito de tu vida, para que lo utilices como una guía en tu vida. Lo más importante en la vida es poder definir bien la personalidad que te acompañará a lo largo de ella, con el paso del tiempo, poco a poco irás identificando cuales son los puntos fuertes y mas favorables de tu personalidad y a eso tienes que aprender a sacarle provecho ya que te hará única y original, en la medida en que puedas mantener eso, te sentirás feliz contigo misma y la gente sabrá apreciar eso.

Haz amigos


  • Comunícate, conversa con tus amigos de lo que sea, desde películas hasta música, moda o de chicos. ¡Ser una adolescente debería ser divertido, emocionante y lleno de sorpresas!. Muchos dicen que los amigos son los hermanos que nosotros elegimos en esta vida, disfruta a cada momento de ellos y graba recuerdos inolvidables para que cuando pasen los años tengas muchas cosas de qué acordarte y dibujen una sonrisa en tu rostro que a menudo te hará muy feliz. Recuerda que siempre es necesario tener un amigo en la vida, alguien en quien confiar, con quien puedas divertirte y puedas contarle tus más profundos secretos.
  • Disfruta de las risas con tus mejores amigas asistiendo a pijamadas, fiestas u otros eventos juntas. Trata de ir de compras, especialmente los fines de semana o vean una nueva película juntas como un grupo. También, trata de hacer nuevos amigos y expande el grupo de gente que conoces.

Siéntete cómoda con tu cuerpo


Cuando crezcas, empezarás a sentirte insegura de ti misma. Tu apariencia y tu cuerpo serán el foco  de atención de repente. Recuerda que las curvas son un accesorio imprescindible, así que no hagas una dieta sólo porque tus amigas te digan o porque ves celebridades o sólo porque te ves más gorda. Sólo recuerda de tomar mucha agua diariamente, trata y come muchas frutas y verduras y haz ejercicio por lo menos media hora al día. Tener el cuerpo que te gusta te ayudará a tener más confianza. Aprende a quererte y a valorarte recuerda hacer las cosas por ti y para ti ya que es la única manera de ser feliz. Cuida tu cuerpo como algo sagrado, tratando de seguir las recomendaciones que mencionamos anteriormente, para que te sientas con más vitalidad y ganas de hacer las cosas, a menudo te sentirás más feliz de verte hermosa.

Encuentra lo que amas


Ya se trate de música jazz, voleibol, bailar o cantar con tu cepillo, todos tenemos una pasión que nos hace sonreír. Practica lo que amas con tus amigos o sola. Encuentra una actividad que puedas mantener como hobbie, con el estrés del día a día en el trabajo, en la universidad o en cualquier lugar que te desenvuelvas, siempre es bueno tener un respiro para poder disfrutar de esa actividad que tanto te apasiona, dedícale todo de ti a ese momento y aprende a disfrutar de las cosas buenas que nos ofrece la vida, recuerda que no todo es cumplir obligaciones.

Pasa tiempo de calidad con tu mamá


A lo mejor viendo una película juntas o simplemente ¡una charla de mujeres! Las mamás son como tu mejor amiga , excepto que siempre están ahí y nunca te juzgan. ¡También conversa con el resto de tu familia! Conversa con tus amigos y mantente en contacto con tus primas y tías. Compartir con la familia es una de las cosas mas agradables de este mundo, si tienes la dicha de aún tener a tu mamá a tu lado disfrútala al máximo y hazle saber lo mucho que la amas, las madres son las personas que con más facilidad pueden robarnos una sonrisa, ya que nos conocen demasiado, para ser mas exactos, nos conocen toda una vida, si alguna vez tienes la oportunidad invítala a salir y pídele que te cuente alguna de sus anécdotas, verás que no pararás de reír  porque créeme tienen cada historia.

Entiende que tú tienes tus ideas


No las dejes ahí en tu mente; ¡compártelas con el mundo! Es la única manera que tus sueños se hagan realidad. Explota tu mente se creativa y aprende a disfrutar de la vida no te calles, exprésale al mundo lo que piensas y la forma que tienes de ver la vida.

Recuerda que la felicidad depende de una misma y muchas veces hay que esforzarnos para poder conseguirla, pero muchas veces si aprendemos a valorar las cosas mínimas del mundo entenderás que la felicidad puede hallarse en cualquier sitio, hasta en los lugares más inesperados. Aprende a ser feliz y comparte esa felicidad con tus seres queridos ya sean familiares, amigos o conocidos tu eres dueña de tus emociones y demuéstrale al mundo que si se puede ser feliz.

También puede interesarte:

No sufras por amor.

Las mujeres emprendedoras a menudo son más felices.

Sé feliz y cada día un poco más.